Opinión Política
ENTREVISTA

Alberto Esquer: “Sé disciplinarme y no traicionar”

El secretario de Atención Social y aspirante a la candidatura de MC a la gubernatura, niega ser el “favorito” del gobernador para sucederlo, pero destaca que conoce el estado a lo largo y a lo ancho como pocos en el gobierno. Dice no tener problemas con Lemus, pero advierte que el partido “debe ser blindado porque el enemigo está afuera”.

 

Por Julio César Hernández

Es una de las figuras políticas del momento en Jalisco. Su responsabilidad al frente de la secretaría que maneja no sólo un millonario presupuesto sino los principales programas sociales que tienen que ver con la salud, la pobreza, el transporte público y la educación, lo obliga a recorrer y llegar hasta los puntos más lejanos y recónditos del estado. Es el único integrante del gabinete de Enrique Alfaro que está en la lista de aspirantes a la candidatura al gobierno estatal, y es uno de los hombres más cercanos al Mandatario, no obstante no ser parte integrante del Grupo Compacto que comenzó su proyecto político en Tlajomulco, pero sí es integrante del grupo político del que forman parte otros alfaristas que se sumaron más tarde a dicho proyecto.

Alberto Esquer Gutiérrez charla con Opinión Política, y la pregunta es directa:

-¿Aspira Alberto Esquer a ser el candidato de Movimiento Ciudadano a la gubernatura?

-Creo que en política nada es fortuito, nada es coincidencia. A mí la vida y los ciudadanos me han dado la oportunidad de servir a Jalisco. Estoy cumpliendo 25 años de forma ininterrumpida en el servicio público. Los ciudadanos y la vida me han dado la oportunidad de ser diputado federal en el 2009, diputado local en el 2012, alcalde de una ciudad media como es Ciudad Guzmán en el 2015, nuevamente diputado federal en el 2018 y ahora con el gobernador Alfaro ser secretario de Estado en dos de las secretarías más importantes para Jalisco: de Agricultura y del Sistema de Asistencia y Desarrollo Social.

“La vida me ha dado la oportunidad de trabajar con cuatro gobernadores: Alberto Cárdenas en Ciudad Guzmán; Paco Ramírez Acuña en el gobierno del Estado en el 2004; Emilio González a partir del 2006, y ahora con el gobernador Alfaro. Tuve la oportunidad de ser coordinador nacional de giras en la campaña presidencial de Josefina Vázquez Mota y hoy, cuatro años como secretario en Jalisco con la gran oportunidad de recorrer el estado más de cinco veces… No hay nadie en el gabinete ni en el estado, excepto el maestro Enrique Ibarra y el gobernador, que conozcan el estado como lo conozco yo. Desde la zona Norte hasta Costa Alegre, desde la Costa Sur hasta Los Altos, desde la Zona Valles hasta la Zona Ciénega en la sierra occidental; sus delegaciones, sus localidades sus carreteras, sus hospitales, sus campesinos, sus ejidatarios, nadie ha tenido mayor interacción en esta ocasión que tu servidor.

“Y estas son las cartas, son las credenciales que Alberto Esquer pone a mi partido, Movimiento Ciudadano, del cual soy miembro activo desde el 2013, y soy miembro de la Coordinadora de la Comisión Operativa, para levantar la mano para ser candidato y gobernador de Jalisco. Y son las mismas cartas, mi experiencia, mi trabajo, que pongo también a los jaliscienses para poder participar en la elección del 2024, esperando los tiempos, los lineamientos que Movimiento Ciudadano marque”.

-No es común que alguien que cambió de partido reconozca al que perteneció anteriormente, y tú repasas tus años en el PAN. ¿No te arrepientes de haber estado en el PAN?

-¡Al contrario! Yo agradezco a Acción Nacional, a grandes amigos como Emilio González, como Felipe Calderón, como Josefina Vázquez Mota, como Paco Ramírez, que me hayan ayudado a la formación política que hoy tengo. La oportunidad y el agradecimiento a Acción Nacional porque pude ser candidato a diputado federal, a diputado local; por el contrario, tengo grandes amigos en Acción Nacional con los que a la fecha sigo conviviendo y escuchando sus consejos. Pero creo que hay momentos de decisiones en la vida, y en el 2013 Clemente Castañeda me invitó a formar parte de Movimiento Ciudadano, me invitó a conocer a Enrique Alfaro y él me invitó a participar como candidato de Movimiento Ciudadano a la alcaldía de Ciudad Guzmán, a la par de que él fue presidente municipal de Guadalajara.

“Hace días apareció una encuesta en la que nos pone a varios personajes de Movimiento Ciudadano con la posibilidad de participar y tener buenos resultados. Es un honor que los números hagan aparecer a Alberto Esquer como un posible candidato a la gubernatura, pero de la mano de un partido sólido y de grandes amigos”.

-En los corrillos políticos se menciona que Alberto Esquer es el favorito del gobernador para ser el candidato.

-Yo difiero en eso. Yo creo que hoy el gobernador tiene una estructura sólida de hombres y mujeres con mucha experiencia; hoy el gobernador es un hombre que se ha dedicado al cien por ciento a gobernar, a tener los hilos del estado en las políticas públicas, y yo he tenido la oportunidad en estos cuatro años de participar muy de cerca, de la mano del gobernador Alfaro, lo que me ha permitido aprender mucho de él, recorrer Jalisco y desarrollar políticas públicas que hoy nos permiten estar en esta oportunidad. Creo que mi trabajo, mi experiencia, mis 25 años en el servicio público, también son base que el gobernador Alfaro ve en las posibles decisiones que se tomen en el 2024.

-Pero hay señales de que el gobernador “arropa”, “cobija”, cubre a Alberto Esquer…

-Es que también es importante ver que, de los encuestados de la última encuesta, el único que participa en el gabinete soy yo. Clemente Castañeda es senador de la República; hay dos alcaldes: Pablo Lemus y Salvador Zamora, y una senadora. Y eso me llena de orgullo, participar en la solución de los problemas de Jalisco, y eso me da la oportunidad de conocer muy bien las “tripas” de cómo funciona la administración pública estatal, porque hoy no podemos improvisar ante la problemática que nos aqueja en el país, ante el crecimiento de la inseguridad, ante cada vez menos recursos públicos, pues al conocer las políticas públicas, cómo funciona el gobierno del Estado, no vamos a llegar a aprender, y eso me da la posibilidad de estar hoy levantando la mano para la elección del 24.

PARTIDO. Con una década de militancia en MC, apuesta a un nuevo triunfo en el 2024.

-En esta carrera por la candidatura se han presentado momentos ríspidos, álgidos, como el “encontronazo” de Pablo Lemus en contra de Manuel Romo, Clemente Castañeda y de ti. ¿Cómo enfrentaste ese momento y si ya quedó zanjado el problema?

-Yo creo que no hay problema. Creo que parte de la efervescencia política que arranca este año, pues tiene que ver con una efervescencia de los equipos, de los proyectos que tenemos al interior. Pero felicito ampliamente el trabajo que hace Manuel Romo desde el partido, que es muy valioso, consolidando la marca, la estructura, por eso en la encuesta Movimiento Ciudadano sale con una solidez como marca y como partido.

“Bueno, el tema de Pablo, que somos amigos desde hace años, tiene que ver con la decisión interna de los equipos que están visualizando ya para el 24, pero no más allá de dimes y diretes que pasaron en diciembre y que ahorita estamos en una gran relación. Hace poco estuve reunido con él y con Clemente, en el mejor de los escenarios, construyendo para que en el momento en que se tomen las decisiones estemos todos consolidados, con una misma visión para enfrentar el 24 unidos, porque el adversario no está internamente sino afuera”.

-Nunca leí ni escuché una disculpa de Pablo Lemus para ti y Manuel Romo, luego de que los llamó “arrastrados” y “arribistas”, como sí lo hizo con Clemente Castañeda.

-Para Alberto Esquer no hay ningún problema. Me preocupa el partido, creo que el partido debe de ser blindado al cien por ciento, porque finalmente es la institución, es la plataforma que tenemos todos los candidatos a cualquier cargo de elección popular, y creo que el partido sí requiere de una disculpa, requiere de blindarse para el beneficio de todas y todos los que participamos en Movimiento Ciudadano.

“Por eso para Alberto Esquer no hay ningún problema, pero el partido sí requiere una disculpa, porque el partido y los que somos miembros del partido, lo que más debemos de cuidar es la institución”.

-¿Disculpa que no ha llegado, por supuesto?

-Que no ha llegado, es correcto…

-Generó inquietud la reunión que sostuvieron Clemente, Pablo y tú con el gobernador en Casa Jalisco. ¿Qué se trató?

-Fue una reunión entre amigos para identificar dónde estamos parados como grupo político, como Movimiento Ciudadano, pero también para mandar la señal de que estamos platicando todos en una mesa, que no hay ningún problema, y que debemos de construir en unidad. Insisto, el enemigo no somos internamente, sino que está enfrente. No competimos contra Movimiento Ciudadano sino contra los malos resultados que hemos visto desde el gobierno de la República con Morena o con otros actores políticos. Fue una reunión muy cálida donde pudimos observar también el avance del estado, las cosas que se hacen bien, qué se ocupa corregir, qué es lo que se verá durante este año tanto en lo político como en lo institucional, y la verdad ahí se demuestra que estamos muy cohesionados, muy unidos, para lo que se pudiera venir.

-Tú viviste con el PAN el desgaste del gobierno y los partidos en el ejercicio del poder, y hoy no es la excepción con Movimiento Ciudadano, además de contar con un gobernador muy controvertido, y no podemos decir que están en su mejor momento.

-Me tocó ver y participar en que llegara el primer gobernador de oposición a Jalisco con Alberto Cárdenas, me tocó participar en los gobiernos de Ramírez Acuña, de Emilio González y cómo también el PAN perdió todo su trabajo que había hecho con los ciudadanos en la calle. Me tocó desde la oposición, siendo diputado local y como alcalde, ver cómo el PRI se derrumbó en un sexenio, y hoy Movimiento Ciudadano. ¿El gobierno desgasta? Sí; ¿Los problemas nos superan a veces? Sí. Pero hoy te puedo decir que también en el momento justo los buenos gobiernos y los resultados de Movimiento Ciudadano salen a flote. Y lo puedo decir en la elección del 2021. Se percibía lo mismo, parecía que Movimiento Ciudadano, al igual que los últimos tres gobernadores, en la intermedia se iba a perder todo, la zona metropolitana y la mayoría en el Congreso, pero en esta ocasión no sucedió; se conservó el Congreso y la zona metropolitana.

“Esto tiene que ver con el ejercicio del gobierno, lo percibo en las calles, en los ejidos, en las colonias, en las escuelas. Hoy llevamos el 82 por ciento de las carreteras rehabilitadas; llevamos más de mil 200 escuelas totalmente transformadas, cuando tenían más de 50 años que no se dignificaban; hoy estamos llegando a un millón 300 mil niñas y niños con uniformes, zapatos, mochilas y útiles escolares; hoy se están construyendo y poniendo en marcha más de 21 hospitales; hoy, a pesar de la adversidad y la desaparición del Seguro Popular, en Jalisco estamos atendiendo de manera integral a los niños y niñas con cáncer. Esa es la fortaleza de Movimiento Ciudadano, el resultado de sus gobiernos. Indistintamente de lo que se pueda decir en el ‘círculo rojo’ del desgaste, de los posicionamientos del gobernador, creo que lo sólido de este Movimiento son sus resultados, sus buenos gobiernos, como el transporte público: la puesta en marcha de la Línea 3, el arranque de la Línea 4, la puesta en marcha de Mi Macro, el programa de Mi Pasaje para subsidiar el transporte público, esa es la fortaleza de este movimiento político”.

-A diferencia del 2021, ahora podrían enfrentarse a una coalición de partidos, PAN-PRI-PRD, y a Morena que gobierna el país. ¿Cómo observas el escenario de MCfrente a este panorama?

-También Movimiento Ciudadano enfrenta una elección en otras condiciones. Hoy Movimiento Ciudadano gobierna más del 70 por ciento de la población, contamos con más de 54 alcaldes, tenemos una serie de diputados y diputadas haciendo muy bien su trabajo, entonces creo que todos llegamos al 24 con ventajas y desventajas.

“También te puedo decir que en estos 25 años que llevo en la vida pública, veo también un desgaste muy fuerte en los partidos de oposición. Si bien es cierto que el gobierno desgasta, hoy los partidos políticos de oposición tienen un gran desgaste. Morena tiene un desgaste importante en el ejercicio de gobierno, y en los partidos de oposición, de la coalición “Va por México”, no vemos una solidez en sus estructuras; entonces, creo que llegamos en circunstancias igualitarias, con la diferencia de que Movimiento Ciudadano hoy gobierna más del 70 por ciento del estado”.

-Uno de los temas que marcarán a este gobierno es su enfrentamiento con la Universidad de Guadalajara, con el Grupo Universidad y su líder Raúl Padilla, ¿cómo puede “pegar” este conflicto en lo electoral y cómo hay que enfrentarlo?

-Tenemos que ser muy claros en el tema de la Universidad, y te lo dice un universitario. Alberto Esquer es de corazón de león, soy egresado del Centro Universitario de Ciudad Guzmán de la carrera de abogado, orgullosamente león universitario, pero parte de la reconstrucción de nuestro estado es hacer lo que a cada quien le toca. Al gobierno le tocan las políticas públicas, la ejecución de los programas de gobierno, la consolidación de la paz y tranquilidad. A la Universidad de Guadalajara le toca hacer universidad, formar estudiantes, hacer investigaciones, construir el futuro de los jóvenes; la Universidad no debe de hacer partidos políticos, no debe de estar en espacios como es el Legislativo, el Judicial. Si cada quien hace lo que nos toca, creo que podemos trazar una ruta de trabajo en beneficio de Jalisco; por supuesto que cada vez debe de haber más presupuesto para la Universidad, ¡ah! Pero en las aulas, en la matricula, en la investigación, en la infraestructura educativa.

-Es innegable que el Grupo Universidad es un poder fáctico en Jalisco, existe. Si tú eres el candidato de MC a la gubernatura, ¿te sentarías a platicar con Raúl Padilla?

“Claro que me puedo sentar a platicar con la Universidad de Guadalajara, con sus órganos institucionales, para construir la relación de la Universidad con el gobierno; insisto, cada quién haciendo lo que le toca”.

Por supuesto que me puedo sentar con la Universidad de Guadalajara, no en un futuro, ahora mismo, pero cada uno haciendo lo que le corresponde, Te pongo un ejemplo: ahorita yo estoy en una mesa sentado con la Universidad de Guadalajara tratando de resolver el grave problema de pobreza y de insuficiencia renal en la zona de Poncitlán, y los médicos e investigadores de la Universidad de Guadalajara nos están ayudando. Esa es la tarea que a cada uno le toca hacer. Y bajo este concepto, seguimos sentados, Soy universitario y quiero a mi universidad.

-Ese diálogo es institucional, pero políticamente: ¿te sentarías a platicar con Raúl Padilla y el Grupo Universidad?

-Haciendo cada uno su tarea y su responsabilidad, por supuesto que sí.

-Pero Raúl Padilla no es la Universidad, es la cabeza del grupo político de la Universidad. ¿Te sentarías a platicar con él?

-Yo me sentaría con el rector, y la Universidad, en turno…

-¿No con Raúl Padilla?

-Por el momento no…

-Pero no para hablar de asuntos de la Universidad, sino para hablar de asuntos políticos, porque es un grupo político, eso no lo podemos negar.

-Por supuesto que debe de haber puentes, debe de haber diálogo, y me puedo sentar con él y con el rector Villanueva y con los rectores de los centros universitarios, con la claridad de lo que corresponde a cada quién, con una agenda, con una ruta muy clara de trabajo en materia de lo que le toca al Estado y lo que le tocaba la propia Universidad.

“Con la posibilidad de sentarme, desde luego, con cualquier actor: con Raúl, con el rector en turno, con los maestros, con los investigadores, pero por supuesto que sí, respetándonos las tareas, el ámbito de cada quién. Y, además, respetando los lineamientos, la transparencia, las políticas públicas”.

-En caso de que no seas candidato a la gubernatura, ¿tienes otra ruta a seguir?

-Mi ruta es muy clara con Movimiento Ciudadano, no estaría participando con otra plataforma política; estaría participando de la mano de mi grupo político, de mis compañeros Clemente, Pablo, Chava, Mirza, Vero, y claro que me puedo sentar en la mesa a poder resolver el futuro de Movimiento Ciudadano con miras al 2024. Y si el grupo político ve a Alberto Esquer en la boleta en alguna otra cartera, poniéndonos de acuerdo, por supuesto que pudiera sumar esfuerzos al proyecto político de Movimiento Ciudadano

“Insisto: Estoy poniendo mis cartas y levantando la mano para competir para gobernador, sí, lo he dicho pública y abiertamente, pero en el supuesto de que mi equipo político y Movimiento Ciudadano decidieran otra cosa, también Alberto Esquer sabe disciplinarse, es un soldado más para estar en la lucha de batalla en donde me toque estar”.

AMISTAD. El senador Clemente Castañeda lo invitó a sumarse a Movimiento Ciudadano. Ambos son prospectos a la gubernatura.

-Por último, semanas atrás, al hablar del posible candidato de MC a la gubernatura, el gobernador dijo que “será el mejor o la mejor que en el momento en que se tengan que tomar las decisiones, le de más garantías al proyecto de continuidad…”. ¿Te consideras ser garantía de continuidad al proyecto del grupo que comenzó en Tlajomulco y al que entonces tú no pertenecías? ¿Te ves reflejado en esta frase del gobernador?

-¡Por supuesto que sí! ¡Al cien por ciento! Creo que el ejercicio de este movimiento es el resultado de los buenos gobiernos; y a lo que el gobernador Alfaro decía de continuidad, es al modelo de políticas públicas, al modelo de buenos gobiernos del cual yo no inicié, pero me incorporé hace diez años cuando fui alcalde de Ciudad Guzmán y él fue alcalde de Guadalajara.

“Entonces, coincido con el proyecto político, coincido con las políticas públicas, con el ejercicio de gobierno que ha puesto sello a Jalisco de Movimiento Ciudadano. Pero además con una gran ventaja: son amigos personales Clemente Castañeda, Salvador Zamora, Manuel Romo, Mirza Flores, Verónica Delgadillo, con los cuales aparte de coincidir en la política, coincidimos en una amistad. Por eso para mí sería demasiado fácil darle continuidad a este ejercicio de gobierno, con toda la seguridad”.

-¿El gobernador puede estar tranquilo de que con Alberto Esquer su proyecto político continuará y no será traicionado?

-Cien por ciento… ¡totalmente!

 

 

Post relacionados

Jalisco, un estado católico desde tiempos de la Colonia

Opinión Política

Adriana Medina: “Ahora es mi turno”

Opinión Política

“No desbordamos optimismo”

Opinión Política

Dejar un comentario